1. Todos los jueves desde las 22:00hs.
  2. #DelaCunaRadio

Derrota que duele



 

Independiente cayó con Lanús, por 1 a 0, en un muy mal partido de todo el equipo, que no pudo imponer su juego, cayó en el embudo propuesto por Luis Zubeldía, y se alejó de los de arriba. El tanto local llegó tras un error en el fondo.

Un partido chato, carente de emociones, que tuvo en su primer tiempo a tono con lo que fue todo el desarrollo. Un equipo local con buenas intenciones, pero que no pudo concretar las mismas.

Los ataques granates, sistemáticamente, fueron por el lado de Fabricio Bustos que, al no contar con la colaboración de mediocampistas y delanteros, quedaba expuesto permanentemente.

Sin embargo las dos jugadas más claras de esta etapa fueron para el Rojo, con dos remates de cabeza. Primero Figal, a los 21, quien lo hizo de forma solitaria, débil, de pique al piso, simple para Matías Ibáñez. El otro, previo al término del inicio, luego de una combinación entre Braian Romero y Juan Sánchez Miño, para que éste lanzara el centro para Emmanuel Gigliotti, quien también impactó un frentazo débil.

En el complemento, fue más de lo mismo. Lanús planteó la super población del mediocampo, anulando a Fernando Gaibor y a Pablo Hernández, que no pudieron gravitar en el juego.

Esto también influyó en que no le llegara el balón a los delanteros. Ni Silvio, ni Braian Romero fueron lo que se esperaba de éllos.

El Puma fue de los pocos que inquietaron, sin hacer demasiado, tampoco. Quizás, a los 26, tuvo la jugada más clara del partido, cuando impactó un tiro de esquina, de arriba, que se desvió en Carrasco y reventó el palo derecho del ex arquero de San Lorenzo y Olimpo.

De todos modos, en medio de la desorientación del conjunto de Ariel Holan, llegó, a 10 minutos del final, una lujosa salida de Campaña, quien dejó en el camino a Lautaro Acosta y buscó a Gastón Silva, quien no controló bien, le extirparon la pelota, que fue tomada por Pedro De La Vega, que desbordó y lanzó el centro atrás, para Gastón Lodico, que remató de afuera del área, bajo y cruzado. El Capitán del Rojo pudo hacer más, aunque es cierto que estuvo tapado por Nico Figal, empujado por Acosta.

Una nueva decepción para el conjunto de Avellaneda, que llegaba con la posibilidad de descontarle dos puntos a Racing, en la lucha por la Superliga.

Los cambios del Entrenador no dieron frutos. Francisco Silva no aportó soluciones, Benítez tampoco. Y Ezequiel Cerutti, menos.

Habrá que ajustar detalles para mejorar, en cada línea, si se quiere ganarle a Boca, el próximo domingo. Maximiliano Meza traerá soluciones, del medio para arriba, y en el fondo, Holan, deberá hacer retoques. Si no es de nombres, será posicional. Se cometieron errores que otros equipos no perdonan.

 

Foto: Prensa Club Atlético Independiente

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.